Psicología adultos: Cómo manejar una separación

Cada vez es más común las separaciones en una pareja. Ante esta posibilidad surgen muchas dudas a la hora de llevarlo a cabo.

Lo primero de todo es que es un proceso muy complejo y duro, tanto para el que toma la decisión, en el caso de que sea tomada por uno de ellos, como para el que la recibe. Por lo que el primer paso es cómo comunicárselo al otro. Hay que hacerlo en un lugar neutro y sin entrar en discusiones o conflictos, decir al otro como uno se siente y la decisión que se ha tomado. Una vez llevada a cabo, lo mejor es, en el caso de compartir convivencia, que uno de los dos busque otro lugar, para evitar con ellos más conflictos.

Una vez llevada a cabo la separación es muy importante pasar un tiempo sin verse o comunicarse ya que hay dolor entre ellos y tristeza que debe de ser procesada por ambos antes de continuar con una relación.

Por otro lado, en el caso de que haya niños es muy importante llevar a cabo la comunicación de la situación por ambos progenitores, en un lugar neutro y siempre dejando claro que ha sido una decisión de los mayores, que el amor de los padres a los hijos es diferente y que siempre va a tener a ambos a su lado. Es muy importante que el niño, en general, siempre tenga contacto con ambos miembros, y no sea él o ella el que tome la decisión de si ve a uno u a otro, ya que ambos son necesarios para su desarrollo psicológico.

Belén Pozo

Psicóloga

Artículo anteriorPsicología infantil: ¿Generación blandita?
Artículo siguientePsicología adultos: Cómo manejar el estrés
Psicólogo Infantil - Vaca Orgaz
Somos un centro de larga trayectoria profesional y amplia experiencia como psicólogo infantil en Madrid, expertos en niños y adolescentes. Más de 900 evaluaciones y diagnósticos con los text más punteros como el WISC-V, el SENA o el AULA NESPLORA. Hemos ayudado a cientos de familias dando pautas y ayudando a niños. Tanto en sus dificultades de aprendizaje, emocionales como sociales. La eficacia de nuestras sesiones con resultados desde el primer mes.