Consecuencias de emplear los castigos en los niños

2
142

Consecuencias de emplear los castigos en los niños

Nuestros padres cuando éramos pequeños nos han castigado o pegado, era la forma en la que ellos también fueron educados, por lo que nuestros padres repitieron el modelo de sus padres y nosotros ahora, puede que estemos haciendo lo mismo, incluso aunque no queramos, a veces nos sale sólo. Lo llevamos a prendido en nueras huellas de memoria. Pero debemos reprogramarnos para dejar de castigar o pegar a nuestros hijos, mucho peor aún.

Es una forma de que los niños hagan lo que decimos a través de generar miedo, miedo de que si no lo hacen les pasará eso.

Los niños castigados, aprenden a vivir con el castigo, llega un momento en que están castigados por todo y ya les da igual todo, lo que les lleva a portarse cada vez peor, y a una actitud de que todo les da igual. Esto a la larga puede generar un bajo estado de ánimo, baja autoestima e incluso depresión, pues se les castiga desde sin ir a aquello que le gusta tanto como l fútbol, a no ver la tele. Es decir, les privamos de su ocio. Además el castigo, genera niños con resentimiento, que acaban por saltarse las normas tanto dentro como fuera de casa.

Los niños a los que se les pega, se les genera una muy baja autoestima, ansiedad, o aprenden a pegar a los demás, ven que pegar es «normal» y puede que se busquen parejas que le s peguen, lo que no verán como algo que no debe ocurrir. De padre agresivos, niños agresivos.

Existen otra sforma de que tu hijo te haga caso y obedezca, en nuestras sesiones online podemos entrenarte.

Elisa Vaca

Psicólogo Sanitario

 

2 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí