Mi hijo no comprende lo que lee

Si te estás preguntado cómo es que tu hijo no comprende lo que lee y que qué puedes hacer, te contamos para que puedas ayudarle y cómo detectarlo.

A veces suele pasar desapercibido, pero es típico de niños que no pueden estudiar sólos y que requieren ese la constante ayuda de un adulto. A veces le preguntas y si te dice lo que pone en el texto, pero parece no enterarse. Te contamos más abajo, cómo debes de preguntarle sobre lo leído para saber si realmente entiende lo que lee o no.

La comprensión lectora, es decir, entender lo que se lee, es algo importantísimo en la etapa escolar, más aún a medida que los cursos se complican y donde cada vez, deberán leer más para estudiar para los exámenes o para hacer los deberes. Además, los tipos de textos a leer son cada vez más variados y complicados, y con vocablos que quizá no se hayan visto antes.

En el proceso de comprensión lectora intervienen una serie de áreas cerebrales que han de estar lo suficientemente maduras para que pueda darse con éxito y de manera eficaz.

Lo primero es asegurarse de que la precisión lectora es buena. Así como la velocidad lectora, que de caso de que no sean adecuadas también afectarían de manera directa a la comprensión de lo leído, en su detrimento.

Las áreas implicadas en el proceso de comprensión lectora son:

-La atención sostenida, necesaria para poder estar cierto tiempo atento y concentrado en la lectura, sin que ninguna distracción pueda alterar el proceso. El tiempo ha estar atento dependerá de la edad cronológica del niño, de los hábitos de estudio y de¡l nivel de atención sostenida.

-La memoria a largo plazo debería de tener un buen almacén de imágenes de palabras leídas previamente, que facilitarán que la lectura se realice por la ruta semántica. Lo que conllevará una lectura más fluida y comprensible.

Memoria auditiva y visual inmediata, encargadas de retener durante un breve tiempo la última o últimas frases leídas. Con el fin de que la memoria de trabajo pueda elaborar e integrar la información nueva. El almacén de memoria inmediata deber de ser lo suficientemente grande para que retenga la información necesaria.

-La memoria a corto plazo, que retiene durante un periodo corto de tiempo información que llama la atención o que el niño cree importante.

-La memoria de trabajo, proceso en el que se incorpora la información nueva con la antigua. Mientras se lee, esta parte de las funciones ejecutivas se encarga de ir elaborando o comparando la información nueva con otra ya aprendida que tenemos en la memoria a largo plazo, con el fin de incorporar nuevos elementos o mejorarlos haciéndolos más específicos.

Comprensión de lenguaje escrito, implica un adecuado desarrollo del uso y conocimiento de estructuras gramaticales. Un ejemplo sería el que implica conocer si se está escrita la oración en activa o pasiva, que cambia los agentes de la acción, y modifica el entendimiento del texto.

-El tipo de texto en el que está escrito lo que se va a leer también implica otra serie de recursos y habilidades cognitivas, no es lo mismo leer un texto expositivo que uno descriptivo.

Mi hijo no comprende lo que lee tipos de preguntas que debes hacerle

Entre los más habituales tipos de preguntas que se realizan a un alumno para saber su grade de compresión están las literales o inferenciales.

  • En las literales es cuando preguntamos sobre algo que viene literalmente escrito en el texto. or ejemplo podemos leer que María tiene 8 años y luego nos preguntan por los años de María. Este tipo de preguntas se suelen hacer en los primeros años el aprendizaje lector y el mecanismo implicado en la memoria inmediata o a corto plazo. Es un tipo de comprensión lectora muy básica.
  • En las inferenciales, las preguntas implican que el niño ha leído el texto lo ha relacionado y en conclusión, contesta a la pregunta pues esta no viene escrita en el texto de manera expresa. Este tipo de respuestas implican una actitud de elaboración del texto leído, y son las que deben de saber realizarse con el fin de que el niño pueda estudiar de manera autónoma y eficaz si la ayuda de un adulto. Por ejemplo, en el texto pone que María ha salido al jardín de su casa manga corta, que era Enero y que estaba mala. Y luego preguntan que por qué le dolía la garganta. En este caso tiene que relacionar lo que ha leído en diferentes partes del texto con información que tiene almacenada en la memoria a largo plazo sobre su propia experiencia o lo que su madre le dice todos los inviernos. En este caso tiene que elaborar más la información con lo que ya ha aprendido.

Es importante asegurarse que el niño es capaz de contestar y responder a ambos tipos de preguntas para asegurarnos de que es capaz de entender lo que lee. En especial de las inferenciales, pues el aprendizaje y el estudio requieren de estas para que haya un correcto aprendizaje, ya sea de sociales o de cualquier otra asignatura.

Mi hijo no comprende lo que lee, qué hacer

En el caso de que no sepa contestar de manera correcta, se requerirá una evaluación neurocognitiva por un psicólogo experto en aprendizaje que nos indica el área o las áreas afectadas. Un psicólogo es el profesional que podrá determinar el origen de las dificultades. Es la única y más eficaz manera de poder ayudar a tu hijo, y poder solucionar el problema. En nuestro centro, consiste en una sencilla y rápida evaluación que puede hacerse tanto de manera presencial como online.

No sirve de mucho pedirle que lea más o que se fije, si la memoria por ejemplo tiene un pequeño almacén donde apenas retiene información. O si la concentración es mínima o se distare con facilidad. Es importante asegurarse de que esas áreas se están desarrollando acordes a su edad cronológica. Y por supuesto, que mejorarlas siempre es una gran ayuda para mejorar este proceso lector.

Tratamiento en niños para Dislexia

¿Cómo influye la comprensión lectora en el rendimiento escolar?

Artículo anteriorQué hacer si tu hijo no sabe leer
Artículo siguienteCausas emocionales que repercuten en la lectura
Psicólogo Infantil - Vaca Orgaz
Somos un centro de larga trayectoria profesional y amplia experiencia como psicólogo infantil en Madrid, expertos en niños y adolescentes. Más de 900 evaluaciones y diagnósticos con los text más punteros como el WISC-V, el SENA o el AULA NESPLORA. Hemos ayudado a cientos de familias dando pautas y ayudando a niños. Tanto en sus dificultades de aprendizaje, emocionales como sociales. La eficacia de nuestras sesiones con resultados desde el primer mes.