Terapia de pareja: ¿Los polos opuestos se atraen?

Terapia de pareja: ¿Los polos opuestos se atraen?

Es cierto que cada pareja es diferente y no siempre se cumplen las mismas premisas en una relación de pareja, pero el refranero es sabio y es cierto que los polos opuestos se atraen pero ¿siempre? ¿cuando dos personas son muy diferentes acaban juntas? ¿si acaban juntas todo irá bien? ¿es mejor buscar una pareja muy diferente a uno mismo?

Lo cierto es que a la hora de “elegir” una pareja, de manera inconsciente, se acaba con otra persona que te complementaria en personalidad, que es un poco opuesta a tí, que se comporta como en alguna ocasión se te ha pasado por la cabeza que deberías de haber actuado, por ejemplo las personas nerviosas acaban con gente tranquila, la gente impulsiva con parejas reflexivas , las personas caseras con gente aventurera, la gente muy sociable con los que no lo son tanto,… etc. Todo ello se realiza de manera inconsciente pero es cierto que en las parejas estables este hecho ocurre en la mayor parte de las ocasiones. Esta complementariedad es positiva siempre y cuando sea bien encauzada, ya que puede llevar por contraposición a una mayor crispación y discusiones si ambos miembros de la pareja se posicionan sólo en su opinión, por lo que es cierto que en un principio las desavenencias pueden traer alguna discusión, pero como en otra pareja por otro tema, lo importante es la comunicación.

Lo importante en los polos opuestos es siempre ir al punto medio, absorber lo positivo de la otra posición y sobre todo llevar a cabo una escucha activa, no usar el dedo acusatorio y en el caso de hacerlo pensar que un dedo apunta a la otra persona pero tres te apuntan a tí.

Aprovecha el lado opuesto y absorbe lo positivo.

Belén Pozo

Psicóloga

A %d blogueros les gusta esto: