Cómo mejorar la letra

Cómo mejorar la letra

En el ámbito escolar surgen diversas dificultades y una de las más comunes es la disgrafía, o mala letra. Esta dificultad hace que la velocidad en la realización sea más baja así como una inadecuada legibilidad.

A la hora de analizar las causas de estas dificultades es muy importante que sean evaluados aspectos como la lateralidad y psicomoticidad fina. Así como la coordinación viso-motora.

En ocasiones los niños presentan una inadecuada posición a la hora de coger el lápiz o les falta fuerza.

No todas las dificultades se deben a la misma causa, por ello es importante evaluarlo por un profesional.

A continuación os exponemos ejercicios generales que pueden ayudar a la mejora.

  • Jugar con las pinzas de la ropa a ponerlas sobre una cartulina.
  • Con unas pinzas de depilar coger papeles u otros objetos.
  • Hacer bolitas y «churros» con la plastilina.
  • Coger garbanzos y lentejas y meterlas en un bote.
  • Colocar gomas alrededor de tubos.
  • Hacer collares de macarrones.
  • Jugar a las chapas o a las canicas.
  • Enroscar tornillos.
  • Abrir y cerrar el tapón de botellas.
  • Jugar a escribir en la arena.
  • Hacer actividades en el que esté en juego el conocimiento de las relaciones espaciales.

Belén Pozo

Psicóloga Sanitaria

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.

A %d blogueros les gusta esto: