Duelo en niños coronavirus

Duelo en niños coronavirus

El duelo en los niños por Coronavirus

La forma en que los más peques viven el duelo tiene mucho que ver con cómo lo viven los padres. Y personas cercanas a ellos. Si perciben silencio ante el tema y nadie a su alrededor se expresa, interiorizarán el sufrimiento. En resumen, aprenderán esta forma de gestionar el duelo.

Si los padres transmiten serenidad centrada en la pérdida. Pero también haciendo alusión a todo lo que el familiar les ha regalado a lo largo de la vida. Esto ayudará al niño a gestionar el duelo de forma natural. Con comunicación y expresión de emociones, con libertad para hablar de lo sucedido.

Es, por tanto, que la mayor responsabilidad recae en los adultos.

Somos nosotros quienes tenemos que enseñar de qué forma se ha de gestionar un duelo. Hay que mostrar el sufrimiento y las emociones a los más peques, para que ellos también puedan sacar fuera todo el dolor que pueden sentir. Para que tengan la total libertad de contarnos que están nerviosos, que no duermen o que piensan mucho sobre el duelo. Buscar el equilibrio delante de ellos es muy importante. Es decir, entre desbordarnos (que puede pasar) y esconder la realidad está el aprendizaje de que está bien llorar, está bien echar de menos, está bien recordar a una persona, está bien sentirnos tristes.

En la situación que nos encontramos, es importante que el niño sepa lo que está ocurriendo para que también, al igual que nosotros los mayores, sepa lo que puede pasar en un futuro no muy lejano. Lo justo para que anticipe situaciones que podrían darse: contagiarse él, contagiarse algún amigo, algún familiar…

También, podemos hacer algunas dinámicas para ayudarles a expresar. Los niños funcionan muy bien de forma simbólica, ya que se les queda la huella de que han hecho un ritual de despedida.

  • Hacer un dibujo o escribir una carta (depende de la edad) a la persona fallecida.
  • Soltar un globo por la ventana como ofrenda y regalo a esa persona.
  • Cuentos sobre el duelo, como: “Julieta tiene una estrella”, “¿dónde está el abuelo?” O “algún día”. Donde, a través de una forma lúdica y metafórica el niño puede entenderlo mejor.
  • Cinefórum: el rey león, buscando a nemo, bambi, dumbo… también son aprendizajes de forma lúdica y que luego podemos comentar con ellos al acabar. Pueden sentirse identificados con ellos y de esta forma ayudar a la expresión emocional.

Sara Montealegre

Psicóloga

Lee otro artículo en: http://psicologoinfantil.es/psicologo-que-hacer-fin-de-semana-coronavirus/

Deja una respuesta

Tu email nunca se publicará.

× ¿Cómo podemos ayudarte? WhatsApp
A %d blogueros les gusta esto: