Cómo mejorar el autocontrol trabajando desde casa

Cómo mejorar el autocontrol trabajando desde casa
A menudo uno de los síntomas por los que más acuden a consulta los padres de hijos en edad preescolar y primaria es la falta o escaso dominio del propio autocontrol. Es unas de las problemáticas de mayor prevalencia.

Tal aspecto suele resultar tan frecuente en consulta puesto que se puede manifestar en todos o casi todos los ámbitos en los que el menor se desenvuelve y resultar en gran medida perturbador tanto para éste como para su entorno más cercano. Es posible observarlo en el contexto escolar, tanto en las clases como en el recreo, en el contexto social o en el ámbito familiar por ejemplo. Por esto situaciones más o menos extraordinarias como cumpleaños, reuniones familiares, clases, tareas escolares o de casa, es posible que se conviertan en auténticos quebraderos de cabeza tanto para el niño, que se percibe constantemente controlado de forma externa y regañado, como para el entorno que le rodea.

Esta falta o déficit en la propia regulación puede ser motivada por diversas causas entre otras, por ejemplo, un desarrollo tardío o desajustado de las funciones ejecutivas o una causa emocional.

Según el caso, será necesario el trabajo directo de la causa que produce tal síntoma al tiempo que se aborde el autocontrol en sí. Para ello, la mejor metodología tratándose de niños, es la que emplea el juego como principal estrategia; además, mediante este empleo lúdico es posible la continuación del trabajo en casa para lograr una mayor generalización y mejora de los resultados.

Algunos juegos con los que se puede mejorar desde casa el incremento del propio autocontrol son:

  • Juegos de mesa.
  • Juegos por turnos.
  • Tareas go-no go.
  • Juegos de habilidad manipulativa como UNNO Stacko o Jenga.
  • Escondite inglés.
  • Simon dice.

Aida Mañero Ocarranza

Psicóloga Sanitaria Infantil

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.

A %d blogueros les gusta esto: